Donde y como hacer abdominales hipopresivos


abdominales hipopresivos como hacerlos y dondeLo cierto es que hacer abdominales hipopresivos no es nada sencillo, y necesitaremos de tener algo de agilidad y entrenamiento para poder practicarlos de la forma correcta.
Se trata de un tipo de abdominal en dónde se cuida mucho la postura, así como se tiene un control férreo de la respiración. El objetivo que también se persigue es el de reducir el perímetro del abdomen, pero, cómo particularidad, minimizando los riesgos asociados a este procedimiento.


Lo mejor de todo es que no hace falta ir a gimnasio para hacerlos, los podemos practicar en la tranquilidad de nuestra casa. Sin embargo, teniendo en cuenta algunos datos muy importantes.

Todo lo que debes saber sobre los abdominales hipopresivos

La teoría básica

Vamos a ofrecerte el tipo de entrenamiento más habitual para que los puedas hacer.

Autoelongación

En este primer proceso, lo que vamos a hacer es colocarnos con la espalda recta con el objetivo de estirarla tanto como podamos.
Los entrenadores lo comparan cómo si estuviéramos haciendo lo imposible para crecer.

Paso del doble mentón

El siguiente paso consiste en meter el mentón hacia dentro, consiguiendo que la coronilla se contraiga; cómo hemos dicho con anterioridad, el objetivo principal es parecer que estamos creciendo en todo momento.

Controlando la respiración

Cogemos aire hasta conseguir hinchar nuestros pulmones completamente; además, no lo expulses de inmediato, deja que repose un poco en ellos.

Exhalaciones

A continuación, vamos a ir expulsando poco a poco el aire mientras notamos que nuestros pulmones se deshinchan.

Escondiendo el abdomen

El último paso consiste en separar las costillas y en trabajar la zona del abdomen. Para poder realizarlo, la idea es que te centres en la mecánica de cómo si estuviéramos haciendo una respiración profunda, pero no introduzcas ahora aire en tus pulmones. Así lo que estamos haciendo es meterlo hacia a dentro.
Importante: Recuerda que el objetivo no es hacer fuerza para que el vientre se pueda llegar a meter; se tiene que ir introduciendo como resultado de los pasos que hemos comentado anteriormente.

¿Sabes cuál es el problema de los abdominales hipopresivos? Saber si los estás haciendo bien.

¿Cómo se si estoy haciendo los abdominales hipopresivos de la forma adecuada?

La mejor manera de saberlo es analizar la zona de las fosas claviculares; la idea es que se forme una determinada hendidura. Además, también podemos fijarnos en si el diafragma se introduce hacía adentro dejando una determinada separación costal, y no que nosotros seamos los que estamos haciendo fuerza.

¿Cómo hacerlos correctamente?: Posturas

De pie

Para hacer este tipo de técnica nos ponemos de pie y alineamos los pies con las caderas. Entonces vamos estirando nuestro cuerpo lo máximo posible, pensando, de nuevo, que lo que queremos hacer es crecer.
El siguiente paso será bajar el mentón ligeramente y echarlo un poco hacía atrás.

A continuación, vamos a cambiar el peso de nuestro cuerpo y lo dirigimos hacia la punta de los pies. Esto es importante: ni dobles el tronco, ni separes los talones del suelo.
Sin variar la posición, tomamos aire de forma profunda, lo mantenemos y lo vamos expulsando muy poco a poco para que nuestros pulmones se vacíen por completo.

Ahora viene el paso más complejo: separamos las costillas, recreando el efecto de una respiración profunda, pero no vamos a coger aire. Así podemos estar seguros de que tanto el abdomen como la zona de las vísceras van a subir a la vez que se van metiendo hacia adentro.

Posición la jarra

Esta postura es casi idéntica a la anterior, con alguna que otra salvedad.
Básicamente, tenemos que determinar si los codos están flexionados en un ángulo de 90º y las palmas de las manos están orientadas hacia abajo, de la misma manera que los huesos de la cadera. Los hombros también deberían de estar en rotación, hacemos fuerza con las manos hacia atrás de la misma forma que lo hemos hecho con la técnica anterior.

Una vez alcanzada esta posición, podemos terminar el ejercicio tal y como lo hemos visto.

Posición de la pierna adelantada

Para realizar esta posición empezamos de pie, adelantando una pierna e inclinamos el tronco ligeramente hacia adelante. Apoyamos el peso de nuestro cuerpo en la pierna que hemos adelantado.

A continuación, estiraremos la espalda lo máximo posible y elevamos los brazos; estos deben de hacer fuerza hacia arriba y tenemos que mantener esta posición durante el máximo tiempo posible.
A partir de aquí debemos seguir el ejercicio.

Posición el triángulo

Nos ponemos de pie, con los pies separados tanto exactamente a la altura de nuestras caderas y nos aseguramos de que tenemos las rodillas flexionadas. Cómo ya hemos visto como elemento común en todas las posturas, la espalda debe de estar lo más estirada posible.

Entonces inclinamos el tronco hacia adelante y nos apoyamos con los brazos en nuestras rodillas.
Partiendo de esta posición, seguiremos con el ejercicio.

Posición el gato

Para realizar esta posición nos ponemos de rodillas y nos centramos en conseguir que la espalda se encuentre paralela al suelo; los brazos deben de estar ligeramente flexionados y las manos ubicadas en la altura de nuestros hombros.

A partir de aquí podemos hacer el paso de la elongación y del doble mentón.

Posición el sastre

Nos sentamos en el suelo con las piernas cruzadas, mantenemos la espalda recta y empezamos con las etapas de la autoelongación y la del doble mentón. Entonces colocamos los brazos justo delante de nuestros ojos asegurándonos de que las palmas de nuestras manos están hacia adelante.

Manteniendo esta posición, podemos seguir con el ejercicio.

Posición Decúbito supino

Nos tumbamos en el suelo, flexionamos las rodillas de forma ligera y, con los talones férreamente apoyados en el suelo, hacemos la autoelongación y la etapa de doble mentón.
Colocamos los brazos estando flexionados a la altura de nuestros hombros y empieza con el ejercicio.

Puede ser algo complicado de lograr al principio pero, si insistes, los resultados no tardarán en llegar.

http://dondeycuanto.com/wp-content/uploads/2016/08/como-y-donde-hacer-abdominales-hipopresivos.jpghttp://dondeycuanto.com/wp-content/uploads/2016/08/como-y-donde-hacer-abdominales-hipopresivos-150x150.jpgdondeycuanto.comDondedeporteDonde y como hacer abdominales hipopresivos Lo cierto es que hacer abdominales hipopresivos no es nada sencillo, y necesitaremos de tener algo de agilidad y entrenamiento para poder practicarlos de la forma correcta. Se trata de un tipo de abdominal en dónde se cuida mucho la postura, así como se...Donde y cuanto...Curiosidades y mas sobre todas tus preguntas de cuantos tipos de