Tipos de drogas


tipos y clasificacion de drogasPara poder hablar de los diferentes tipos de drogas, lo que tenemos que hacer es clasificarlas por categorías utilizando como referencia diferentes aspectos. No nos vamos a quedar únicamente con la clasificación de drogas blancas o drogas duras porque, dependiendo de como se consuman o con que se puedan llegar a mezclar, esta clasificación se nos puede llegar a quedar algo corta.

Tipos de drogas atendiendo a diferentes clasificaciones

Tipos de drogas relacionadas con la legalidad

Dependiendo de la cultura y el país, una droga se puede considerar legal o ilegal. Lo peor de todo es que muchas veces el motivo de que una droga se mantenga o no dentro de la legalidad no suele tener demasiado sentido.
Por ejemplo, si nos metemos en la cultura de los musulmanes, nos daremos cuenta de que el alcohol está prohibido. Ahora bien, consumir cannabis si que es una práctica que se permite.

Paradójicamente, en los países de Occidente ocurre exactamente lo contrario: el alcohol si que se permite, pero, a su vez, se hace lo posible por acabar con el consumo de cannabis.
En esta clasificación también tenemos que considerar la investigación científica; es posible que se descubra que una determinada droga sea mucho más agresiva de lo que se pensaba en un principio y, por ello, acabe siendo prohibida por el Gobierno. Pero también nos puede pasar exactamente lo contrario.
Por esta razón, clasificar las drogas dependiendo de su legalidad no suele ser demasiado acertado.

Efectos que producen en el cerebro

Por otra parte, nos encontramos con este tipo de clasificación que si que suele ser bastante más específico. Normalmente, dependiendo de los efectos que producen en nuestro cerebro, se suelen clasificar en tres categorías diferentes:

Estimulantes: Son un tipo de droga que ayuda a que nuestro cerebro se active incluso cuando no se encuentra en disposición de hacerlo. Digamos que estamos obligando al cerebro a funcionar y, si sobrepasamos unas reservas energéticas, esto nos puede llegar a acarrear muchos problemas. Algunos ejemplos de drogas estimulantes es la cocaína, la cafeína, las anfetaminas y el tabaco.

Depresoras: Las drogas depresoras son aquellas que afectan directamente a las terminaciones nerviosas relacionadas con nuestra sensibilidad potenciándolas de manera negativa. En realidad, las drogas estimulantes están muy relacionadas con éstas porque, en cuanto se acaba el efecto, solemos experimentar una sensación de depresión que también puede ser muy negativa para nuestra salud.

El alcohol, el opio, el canabbis, o las benzodiacepinas son ejemplos muy característicos de drogas depresoras.
Alucinógenos: Y, finalmente, nos encontramos con las drogas alucinógenas que tienen la particularidad de jugar con nuestra mente para hacernos ver lo que realmente no está ocurriendo. Dependiendo de la cantidad de drogas alucinógenas que se consuman, poder diferenciar la fantasía de la realidad será mucho más complicado.
Existen muchos tipos de drogas alucinógenas siendo las más habituales las setas mágicas o el LSD.

Dentro de esta clasificación, podríamos encontrar también otras clasificaciones mucho más específicas:

Entactógenos: Aquellas drogas que son capaces de hacer que generemos contacto con nuestro interior y desarrollemos una especie de empatía hacia los demás o hacia nosotros mismos.

Enteógenos: Por otra parte, nos encontramos con este tipo de droga en ciertos contextos religiosos como sectas.

Disociativas: Son drogas que tienen el poder de darnos la sensación de que el cuerpo se está separando de nuestra mente, del entorno general.

Daño que produce su consumo

También se suele utilizar este criterio para poder ordenar las drogas, aunque es mucho más difícil de establecer.
Daños físicos: Entendemos como daños físicos aquellos que se producirán directamente en el organismo del consumidor: puede producir cardiopatías, depresión respiratoria, sensación de flojera…

Relación de dependencia: Cuando ocurre esto nos referimos a una sensación que va a experimentar el consumidor mediante la cual cree que necesita la droga para poder vivir. Puede afectar tanto su salud física, salud laboral, salud psicológica, a la hora de establecer relaciones sociales con el entorno…

Daño social: Finalmente, el daño social hace referencia a la manera en la que va a afectar el consumo de drogas a nuestro entorno, ya sea a nuestros familiares, amigos, o cualquier persona que se preocupe por nosotros.
Estas son las tres clasificaciones más acertadas de los tipos de drogas.

http://dondeycuanto.com/wp-content/uploads/2016/07/tipos-de-drogas.jpghttp://dondeycuanto.com/wp-content/uploads/2016/07/tipos-de-drogas-150x150.jpgdondeycuanto.comTipos deTipos de drogasPara poder hablar de los diferentes tipos de drogas, lo que tenemos que hacer es clasificarlas por categorías utilizando como referencia diferentes aspectos. No nos vamos a quedar únicamente con la clasificación de drogas blancas o drogas duras porque, dependiendo de como se consuman o con que...Donde y cuanto...Curiosidades y mas sobre todas tus preguntas de cuantos tipos de